La Vivienda

November 4, 2018

 

Los historiadores a lo largo de su existencia se han ocupado de manera fundamental de que se denomina historia total y no han prestado excesiva atención a determinados aspectos cotidianos que son una parte importante de esa historia, en la obra de la historia de España de Menéndez Pidal en el capitulo III de Doña Guadalupe Gómez Ferre-Morant se hace una descripción exhaustiva de ese problema , es cierto que la historia esta para reflejar los grandes hechos y los grandes acontecimientos pues de otra manera seria imposible el reflejar lo cotidiano de todos y cada uno de los seres humanos además seguro que resultaría aburrido en la mayoría de los casos por lo que se ha decidido por parte de los historiadores el centrarse en lo que se denomina hechos mas destacados donde se refleja el sentir de una época o el sentir de una mayoría en un momento determinado y sobre todo en algo que tenga soporte documental o una referencia directa del protagonista y eso es algo difícil de obtener en alguna etapas de la historia.

 

Cada etapa de la historia ha venido marcada por una serie de conjunciones de diversas áreas  como son la economía la política la cultura la educación y esto ha marcado de manera muy perceptible a cada unos de los ciudadanos que le ha tocado vivir en esa época, en definitiva los ciudadanos han vivido la historia a la vez que han colaborado de manera notable a hacerla.

 

En el estudio de [1]la vida privada realizada sobre la época de la segunda mitad del siglo XIX se presta especial atención a una faceta importante del ciudadano, que es donde se desarrolla y el entorno en que se produce la vida privada, este tema se ha convertido en objeto de investigación histórica en los últimos tiempos fundamentalmente por la imposibilidad de acceder a documentación y hechos documentados en épocas anteriores.

 

Es necesario el estudiar la situación de los hombre y a las mujeres en cuanto al rol que les ha tocado desempeñar a lo largo de la historia en cada momento y en cada época para poder entender los efectos que su aportación ha tenido en la historia y en cada momento de la misma porque aunque la situación y función de mujeres y hombres no cambia en el devenir diario en la capacidad de cada uno de ellos si cambia en función de los usos y costumbres de cada época marcando de manera desigual la posición que cada uno tiene y eso influye en otros apartados de la vida como son el caso de la vivienda que aquí vamos a ver no como un hecho económico solamente sino como un hecho social y cultural.

 

Para poder analizar este apartado seria necesario el entrar en el concepto de la familia por lo que supone y por lo que condiciona algunas actuaciones y determinadas situaciones y por lo que marca el devenir de las personas unidas o desunidas en la parte afectiva, condicionando también determinadas actuaciones jurídicas como son la transmisión de la propiedad etc.

 

Este apartado nos llevaría indefectiblemente a revisar otra serie de situaciones que de no hacerlo en profundidad nos producirían una sensación equivoca de lo que este documento pretende, y ello nos adentraría en la sociología en la religión y en temas que se alejan de manera notable de la intención de este estudio y que son importantes pero que su análisis nos llevaría a determinar la complejidad o sencillez de modelos de vida de los ciudadanos y no de la vivienda en relación a esa vida.

 

Es difícil cuando te paras a leer libros de historia que se pueda ver reflejada en ellos la importancia de la vida privada de los ciudadanos que normalmente queda diluida en capítulos generales de índole económica, política y poco en la cotidiana, podemos apreciar que seguramente estemos asistiendo en la actualidad a hechos que mas adelante serán considerados como histórico  pero que nosotros por estar viviéndolos o estar inmersos en todo el proceso del hecho en si , no somos capaces de apreciarlo y de evaluar lo que nos supone en nuestro día a día y por ello muchas veces nos limitamos a verlo pasar sin prestarle mucha atención, de hecho eso mismo ha sucedido a lo largo de la historia por lo que hechos muy importantes solo han tenido resonancia en el momento que han salido a la luz publica no solo el hecho en si, si no también sus consecuencias, que en muchos casos es lo que hace que le prestemos atención aunque sea a toro pasado.

 

La vivienda es algo mas que un hecho económico y algo mas que un hechos social por lo que supone para las personas y para todas las cosas que pasan dentro, es decir en la parte privada de la vida de cada ciudadano, y por todo ello algunos autores la quieren banalizar llevándola al punto de ser un hecho puramente económico o puramente social o simplemente reconociéndola como un derecho constitucional.

 

Es cierto que muchas personas simplemente lo definen como un bien material mas como si de un electrodoméstico o cualquier otro utensilio que utilizamos, y es cierto es un elemento mas para ayudarnos a desarrollar nuestra vida, pero como en todo hay algunos elementos que nos afectan mas o menos en función del momento y del uso que le demos. Pero para poder evaluar la importancia del elemento en si debemos de ver como refleja la sociedad ese elemento y como incide en la vida de los ciudadanos. 

 

La vivienda es sin lugar a dudas un apartado importante de la vida cotidiana y por tanto afecta de manera significativa a la vida privada y por tanto tiene una influencia determinante en la vida publica aunque en los últimos tiempos se ha pretendido que sea al revés y que sea la vida publica la que determina de manera significativa la vivienda y por tanto se puede considerar como una intromisión en la historia, bueno mejor dicho la faceta económica de la vida publica.

 

El estudio de la vivienda es un segmento en el que participan múltiples profesionales y un numero importante de los que ahora denomínanos agentes intervinientes, supongo por que su labor esta apartada de determinadas disciplinas universitarias o son modelos alejados de la formación y cultura tradicional. Y además ha sido así desde el principio de los tiempos ya en el primer documento histórico que se conoce en el siglo XXX AC ya se recogía en sus textos la primera referencia escrita en cuanto a la vivienda y a la participación de los principales y únicos responsables en aquella época que eran los arquitectos.

 

La vivienda a decir de muchos autores es el marco de la vida privada y “es el fundamento de la familia y el pilar del orden social”[2] la vivienda es “un lugar reasentamiento que fija a las personas a un espacio material determinado y les permite a sus habitantes el acceso a al ciudadanía”[3]. Según versiones mas actuales la vivienda también supone un buen numero de significados que están unidos a la cultura y a la situación económica y cultural de cada país o región por ejemplo para los países sudamericanos o para las culturas orientales la vivienda tiene significados bien diferenciados de las culturas latina o anglosajonas aunque la casi total globalización esta comenzando a homogenizar los criterios a nivel mundial en lo económico en lo afectivo y en una parte que hasta ahora no se había tenido muy en cuenta en la parte de sostenibilidad y de respeto al medio ambiente.

 

La vivienda es el lugar donde una persona pasa una buena parte de su vida es un lugar que el en el caso de familias ayuda a desarrollar la educación de los hijos así como su conducta, es también aunque hoy en día con menos relevancia e importancia una formula de manifestar una posición social es también un lugar de reposo de reflexión y de descanso para el ciudadano que trabaja fuera de ella.

 

La vivienda también sirve como indicador para conocer el desarrollo social de sus habitantes y la relación que mantiene con el entorno así como conocer cual son las prioridades de sus habitantes tanto en la distribución como en la aplicación de grados de importancia a los espacios vivideros, esto se había producido a lo largo de la historia en aquellos edificios dedicados a lo publico y no al entorno privado lógicamente debida también a la falta de recursos de los ciudadanos a excepción de las clases acomodadas y medias y estas solo en los últimos cien años.

 

No obstante, la vivienda ha logrado en los últimos tiempos pasar a ocupar un lugar privilegiado en la investigación histórica,  como modelo y referencia para estudiar épocas, civilizaciones y el entorno económico y social donde se desarrollaba la vida de los grandes personajes, que en muchos casos son grandes personajes por estar ahí, adaptarse a una época y unas circunstancias concretas, en esto ayuda a los investigadores el tener un profundo conocimiento de la vivienda en cada época, sin llegar a profundizar en que medida pudieron afectar la vivienda en esos acontecimientos o en la vida de esos personajes de la historia aunque ahora podemos determinar que la influencia social económica cultural pudo determinar en muchos casos la aparición de un personaje de los que denominamos histórico y que no dentro de ese contexto social se incluye la vivienda como un elemento estructurador o dinamizador de esa situación o de esa determinación a la realización de determinados actos.

 

Estamos ante una situación que nos permite el poder planificar y comenzar ahora a hablar de futuro de cómo será o de cómo queramos que sea.

 

            Todo resto se desarrolla dentro de la vivienda pero también deberemos de tener en cuenta el entorno donde se encuentra la vivienda y eso últimamente se sitúa de manera mayoritaria en las ciudades o en las grandes poblaciones.

 

Si nos situamos dentro de la ciudad es decir en las afueras de nuestra casa nos encontramos con otra serie de problemas de índole superior que debemos de tener solucionados de una manera coherente y eficaz, debemos de encontrar en ese entorna los elementos básicos que son inherentes a una vivienda como son los enganches a los servicios mínimos que nos aportan confort y calidad de vida, son el caso de los servicios fundamentales como son agua energía y combustible, comunicaciones, algunos de estos elementos son proporcionados por órganos cercanos como el ayuntamiento otros por órganos que están un poco mas alejados del detalle como es la comunidad autónoma y por ultimo los que facilita el estado.

 

Digamos pues que el ciudadano se encuentra situado en el centro de una serie de círculos concéntricos que si el primero no se cruza con ninguno pues es el propio ciudadano en la medida que crecen los círculos se van cruzando con otros círculos de otros ciudadanos conformando lo que denominamos nuestros propios circulo de la vida.

 

En cada circulo le corresponde una serie de elementos fundamentales para el desarrollo de la persona en el primero es un circulo que solo le corresponde a cada persona, el segundo el que se cruza con su pareja el tercero el de su familia mas allegada y con la que convive esos círculos crean la primera necesidad que es la vivienda con lo que conlleva en cuanto a espacio y en cuanto a responsabilidad de mantenerlo de una manera adecuada.

 

            El cuarto circulo se encuadra dentro de su propia comunidad donde de alguna forma su responsabilidad es mayor aun y su grado de compromiso debe de ser mas solidario pues esa relación ya no es una relación afectiva sino una relación de convivencia en la culminación de mantener y obtener una relación que denominaríamos vecinal y aquí la segunda necesidad es el conjunto de viviendas con mas o menos elementos comunes que conlleva una responsabilidad mayor si cabe aun que la propia relativa a los tres primeros círculos, en este cuarto circulo podemos ver que se cruzan con tantos círculos similares de otras personas que aunque diluye la responsabilidad crea una serie de normas de convivencia y de respeto que suponen un alto grado de integración y de tolerancia y comprensión para no enfrentarse en ese cruce de líneas que se produce.

 

            Los círculos que van a continuación serán los del barrio, los del ayuntamiento, los de la comarca los de la región los de la comunidad autónoma los del estado etc. etc.

 

Esta explicación rudimentaria y simplista de definir los círculos en que nos movemos en cada caso tiene que ver mucho con la carga que cada circulo lleva aparejada en cuanto a las servidumbres que deberemos de aceptar bien en forma de parte económica o bien en forma de parte social y de relación.

 

Hay una serie de círculos los tres primeros que de alguna manera podemos condicionar o definir por parte nuestra pero a medida que se van añadiendo círculos es necesario la aparición de expertos que basados en la experiencia en el estudio vayan definiendo como deben de ser esos circulo en materia de necesidades físicas y de relación estos expertos nos ayudaran a ordenar.

 

 

 

 

[1] La vida privada Guadalupe Gomez-Ferer Morant Historia de España de Menendez Pidal tomo 23

 

[2] M.Perrot << modos de habitar. La evolucion delo cotidiano en la vivienda moderna>> arquitectura y vivienda 1988

 

[3] La vida privada Guadalupe Gomez-Ferer Morant Historia de España de Menendez Pidal tomo 23 pag 640

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Guía del Socio Cooperativista de Viviendas

March 10, 2018